BILL WIESE

Preguntas Frecuentes: ¿Como puedo estar seguro que no ire al infierno? Por Bill Wiese

Posted on Actualizado enn

Imagen
De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas. —2 CORINTIOS 5:17
USTED PUEDE ESTAR SEGURO este mismo día de que será llevado al cielo y no a ese terrible lugar
de tormento. Si se halla en un momento de su vida en que está dispuesto a arrepentirse de sus pecados —y eso significa cambiar un estilo de vida pecaminoso—, si confiesa con su boca que Jesús es el Señor y Salvador de su vida y cree en su corazón que Dios lo levantó de los muertos, puede ser salvo (Lucas 13:3; Romanos 10:9–10). Jesús dijo en Juan 14:6: “Yo soy el camino, y la verdad, y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí”. No hay otro camino.
Si usted está listo, Leer el resto de esta entrada »
Anuncios

Preguntas Frecuentes: ¿ Es justo que alguien viva una vida impia y en el ultimo momento se salve?

Posted on Actualizado enn

Imagen
…que si confesares con tu boca que Jesús es el Señor, y creyeres en tu corazón que Dios le levantó de los muertos, serás salvo. —ROMANOS 10:9
A muchos no les parece  justo que una persona pueda llevar una vida impía hasta el fin, y justo
antes de morir se convierta en cristiana y vaya al cielo. Sentimos que esa persona se merece el infierno.
Pero la verdad es que todos merecemos el infierno. Recuerde, la salvación no está basada en nuestras buenas obras. Todos somos malos a los ojos de Dios (Salmos 143:2; Romanos 3:10-12, 23). Sólo el arrepentimiento trae salvación. (Vea también Mateo 3:2; 4:17; Lucas 13:3; 15:7; 24:47; Hechos 3:19; 17:30.)
La cuestión es que el hecho de que Dios salve en su lecho de muerte a un hombre extremadamente malo Leer el resto de esta entrada »

PREGUNTAS FRECUENTES: ¿EN QUE DIFIERE LA RELIGION CRISTIANA DE CUALQUIER OTRA ?

Posted on Actualizado enn

Imagen
Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios; no por obras, para que nadie se gloríe.
—EFESIOS 2:8-9
NINGÚN OTRO LIBRO RELIGIOSO ha sufrido un escrutinio tan intenso como la Biblia y nunca se ha podido encontrar ni una discrepancia que no pueda ser clarificada con un estudio erudito. La Biblia es el único libro religioso que tantos han tratado de destruir, prohibir y hasta han querido matar a sus escritores. ¿Por qué no sucedió con ningún otro libro? (Vea Salmos 19:7; 100:5; 117:2; 119:142; Proverbios 22:21; Juan 5:26; 8:40, 45; 16:13; 18:37; Romanos 3:7; 9:1; Gálatas 2:5; Filipenses 1:18; 1 Tesalonicenses 2:13; 2 Ti. 3:7; 3 Juan 4.)
Ninguna otra creencia ha aseverado que alguien murió por usted y tiene pruebas de la resurrección de esa persona. Billy Graham afirma: “La mayoría de las religiones del mundo se basan en pensamientos filosóficos, excepto el Leer el resto de esta entrada »

Preguntas Frecuentes: Puesto que Dios es un Dios de Amor, todos los que lo rechazan seran aniquilados (y no dejados para sufrir eternamente),¿verdad? Por Bill Wiese

Posted on Actualizado enn

Imagen

E irán estos al castigo eterno, y los justos a la vida eterna.
—MATEO 25:46
SI DIOS HUBIERA PLANEADO aniquilar a la humanidad pecadora, ¿por qué descendió y murió por nosotros? ¿De qué nos salvó? No, no serán aniquilados, ya que Él nos hizo a su imagen (Génesis 1:26).
Existiremos por siempre. Aquí tenemos algunos versículos que nos muestran que nuestra alma es eterna.
…al salírsele el alma (pues murió)…
—GÉNESIS 35:18
Dios redimirá su alma para que no pase al sepulcro.
—JOB 33:28
No arrebates con los pecadores mi alma.
—SALMOS 26:9
Pues tú has librado mi alma de la muerte.
—SALMOS 126:8
En ti he confiado; no desampares mi alma.
—SALMOS 141:8
Y librarás su alma del Seol.
—PROVERBIOS 23:14
Y el polvo vuelva a la tierra, como era, y el espíritu vuelva a Dios que lo dio.
—ECLESIASTÉS 12:7
… eres tú quien ha guardado mi alma del abismo de la nada.
—ISAÍAS 38:17, LBLA
En el libro Hell Under Fire (El infierno bajo ataque) Christopher W. Morgan escribe: “La
aniquilación es la creencia en que quienes mueren sin Leer el resto de esta entrada »

PREGUNTAS FRECUENTES: EL FUEGO DEL INFIERNO ¿ ES REAL O METAFORICO ? POR BILL WIESE

Posted on Actualizado enn

Imagen
Y sus arroyos se convertirán en brea,
Y su polvo en azufre,
Y su tierra en brea ardiente.
No se apagará de noche ni de día,
Perpetuamente subirá su humo;
De generación en generación será asolada,
Nunca jamás pasará nadie por ella.
—ISAÍAS 34:9-10
APOCALIPSIS 9:2 AFIRMA QUE del pozo subía humo como de un gran horno y “y se oscureció el sol
y el aire por el humo del pozo”. ¿Cómo podría un fuego metafórico o las llamas de una angustia mental
producir humo real? Se requiere un fuego ardiente literal para producir el humo que oscurecía el cielo,
no un fuego alegórico o metafórico.
Cuando el hombre rico que había sido enviado al infierno dijo que quería una gota de agua para
refrescar su lengua, dijo que era porque “porque estoy atormentado en esta llama” (Lucas 16:24). Si sólo
fuera angustia mental o algo distinto de fuego real, entonces ¿por qué le bastaría el agua?
La parábola de la cizaña es un ejemplo excelente de que es un fuego literal. Mire lo que dice el
Diccionario Bíblico Ilustrado Holman respecto a esos versículos:
Sin embargo, hay fuerte evidencia que indica que se usa el lenguaje literal y que la Biblia en verdad
enseña un fuego literal y otros sufrimientos. La parábola de la cizaña de Mateo 13, que plantea el juicio
eterno, es útil aquí. El Hijo de Hombre, el mundo, los hijos del reino, los hijos del malo, el diablo, el fin
del mundo, los ángeles, la cosecha —todas son figuras literales en la parábola. Entonces es natural
concluir que el quemar la cizaña debería ser tomado literalmente.
Si usted toma la Palabra de Dios literalmente, es fácil arribar a una interpretación literal del fuego.
Comprendo que hay metáforas y expresiones idiomáticas, pero es obvio cuando son aplicadas, tal como
en Gálatas 4:24, donde se explica claramente que es una alegoría. Otro ejemplo es cuando Jesús dijo que
Él era el pan de vida (Juan 6:48). Ésa es una metáfora. Su Palabra representa el pan, y Él es la Palabra.
Hay muchas de esas metáforas y alegorías en la Palabra de Dios, pero es obvio cuando son usadas. Decir
que todos los versículos que he enumerado son alegóricos requeriría probarlo.
En el libro The Bible Has The Answer (La Biblia tiene la respuesta) el Dr. Henry M. Morris afirma:
“Dondequiera que los escritores bíblicos usaban alegorías o parábolas, u otras historias simbólicas,
siempre lo decían o lo hacían evidente en el contexto”.
Josh McDowell y Don Stewart dicen en su libro Razones: “Para interpretar figuradamente debemos
encontrar en el pasaje una buena razón que justifique tal acción… Las palabras de un texto dado deben
interpretarse literalmente si es posible; si no, se debe pasar al lenguaje figurado”.
Jesús mencionó el infierno en cuarenta y seis versículos y dieciocho de esos versículos se refieren a
las llamas del infierno. La palabra que Él usa para infierno en once ocasiones es Geenna. La Geenna
estaba fuera de los muros de Jerusalén y era el basurero de la ciudad que ardía continuamente. Los
cadáveres no reclamados eran arrojados en ese fuego, y los perros salvajes y los gusanos comían la
carne. El olor era sumamente pútrido y nauseabundo.4 Esta es una gráfica imagen que Jesús quiso que
viera la gente a quien hablaba para que reconocieran que les estaba dando una severa y aleccionadora
advertencia. Si el infierno fuera algo bastante diferente, ¿por qué lo iba a comparar con un lugar donde
había cuerpos que ardían? Mire la zarza ardiente de Éxodo 3:2. Moisés vio la zarza ardiendo realmente
con llamas de fuego, y sin embargo no se consumía. Suena similar a un cuerpo en el infierno. Mire todos
estos versículos:
Porque fuego se ha encendido en mi ira, y arderá hasta las profundidades del Seol.
—DEUTERONOMIO 32:22
Piedra de azufre será esparcida sobre su morada….Ciertamente tales son las moradas del impío, y este
será el lugar del que no conoció a Dios.
—JOB 18:15, 21
Sobre los malos hará llover calamidades; fuego, azufre y viento abrasador…
—SALMOS 11:6
Los pondrás como horno de fuego en el tiempo de tu ira; Jehová los deshará en su ira, y fuego los
consumirá.
—SALMOS 21:9
Caerán sobre ellos brasas; serán echados en el fuego, en abismos profundos de donde no salgan.
—SALMOS 140:10
Porque Tofet ya de tiempo está dispuesto… cuya pira es de fuego, y mucha leña; el soplo de Jehová,
como torrente de azufre, lo enciende.
—ISAÍAS 30:33
¿Quién de nosotros morará con el fuego consumidor? ¿Quién de nosotros habitará con las llamas eternas?
—ISAÍAS 33:14
Y sus arroyos se convertirán en brea,
Y su polvo en azufre,
Y su tierra en brea ardiente.
No se apagará de noche ni de día,
Perpetuamente subirá su humo;
De generación en generación será asolada,
Nunca jamás pasará nadie por ella.
—ISAÍAS 34:9-10
Porque he aquí, viene el día
Ardiente como un horno,…
Aquel día que vendrá los abrasará,
Ha dicho Jehová de los ejércitos…
—MALAQUÍAS 4:1
Así será al fin del siglo: saldrán los ángeles, y apartarán a los malos de entre los justos, y los echarán en
el horno de fuego; allí será el lloro y el crujir de dientes.
—MATEO 13:49-50
…quemará la paja en fuego que nunca se apagará.
—LUCAS 3:17
Y en el Hades alzó sus ojos, estando en tormentos, y vio de lejos a Abraham, y a Lázaro en su seno. Y en
el Hades alzó sus ojos, estando en tormentos, y vio de lejos a Abraham, y a Lázaro en su seno. Entonces
él, dando voces, dijo: Padre Abraham, ten misericordia de mí, y envía a Lázaro para que moje la punta de
su dedo en agua, y refresque mi lengua; porque estoy atormentado en esta llama.
—LUCAS 16:23-24
El que en mí no permanece, será echado fuera como pámpano, y se secará; y los recogen, y los echan en
el fuego, y arden.
—JUAN 15:6
él …será atormentado con fuego y azufre… y el humo de su tormento sube por los siglos de los siglos. Y
no tienen reposo de día ni de noche.
—APOCALIPSIS 14:10-11
Estos dos fueron lanzados vivos dentro de un lago de fuego que arde con azufre
—APOCALIPSIS 19:20
Y el diablo que los engañaba fue lanzado en el lago de fuego y azufre, donde estaban la bestia y el falso
profeta; y serán atormentados día y noche por los siglos de los siglos.
—APOCALIPSIS 20:10
Hay muchos buenos eruditos que afirman que el fuego del infierno no es literal. También concluyen que
los gusanos no son literales. Sin embargo, Isaías 14:11 declara: “…gusanos serán tu cama, y gusanos te
cubrirán”. Si no es literal y representan meramente pensamientos que carcomen su mente, entonces por
qué el escritor usó la palabra gusano y dijo que serían su cama, y que gusanos lo cubrirían? ¿Cómo
pueden los “pensamientos” ser esparcidos como una cama y sobre alguien? Si es una simple metáfora o
analogía, es una muy pobre.
Puesto que la Biblia menciona que el cielo tiene puertas de perlas, calles de oro, y muros de piedras
preciosas, ¿diremos que esos ejemplos son sólo lenguaje metafórico y no deben ser tomados
literalmente? ¡Creo que no! La mayoría estará de acuerdo en que las puertas de perlas son literales. Creo
que así como el cielo es literal, también lo son las características del infierno.
Yo vi las llamas y el azufre, y estaba seguro de que era literal. Sin embargo, estoy completamente
convencido por los muchos versículos, más que por mi propia evidencia empírica. Sea como fuere, no es
un asunto importante.
…Jesús, quien nos libra de la ira venidera.
—1 TESALONICENSES 1:10

PREGUNTAS FRECUENTES: ¿DIOS NO PUEDE DETENER EL MAL QUE ESTA OCURRIENDO?

Posted on Actualizado enn

Imagen
Y busqué entre ellos hombre que hiciese vallado y que se pusiese en la brecha delante de mí, a favor de la tierra, para que yo no la destruyese; y no lo hallé.
—EZEQUIEL 22:30
NO, DIOS NO PUEDE. Desde el momento en que el hombre introdujo el pecado en el mundo (Génesis 2:17; 3:6-13; Romanos 5:12; 1 Corintios 15:21), se ha permitido el acceso a fuerzas demoníacas. Satanás y sus demonios tienen derecho legal a operar en la tierra. Jesús vino para que podamos tener vida, y vida en abundancia, pero Satanás vino a matar, hurtar y destruir (Juan 10:10). Primera de Juan 3:8 dice: “Para esto apareció el Hijo de Dios, para deshacer las obras del diablo”. Como pueblo de Dios debemos orar y
pedir a Dios que intervenga. Él no se involucrará sin que alguien ore.
Mucha gente muere prematuramente porque no hay nadie que ore por ella. Dios busca a alguien que se pare en la brecha y ore (Ezequiel 22:30). A causa de que nadie se para en la brecha, la voluntad de Dios no se cumple en muchas vidas.
Como el hombre peca todos los días, y el pecado acarrea muerte (Proverbios 13:21; Romanos 6:18-22; 8:2), el mal ocurrirá automáticamente. Para que Dios detuviera todo el mal que está ocurriendo tendría que quitar el libre albedrío humano. Sin embargo, el amor siempre da una oportunidad. En su libro The Bible Has The Answer (La Biblia tiene la respuesta), Henry Morris y Martin E. Clark dijeron: “El hombre consecuentemente fue creado con libertad moral. Pero la libertad para amar a Dios y confiar en Él necesariamente implica también libertad para odiar y rechazar a Dios. El Creador, por lo tanto, sabía antes de crear al hombre, que éste pecaría y acarrearía así la maldición de la muerte al mundo (Romanos 5:12). Y seguramente la agonía de los milenios subsiguientes de sufrimiento y muerte en una creación que gime (Romanos 8:22) no brinda placer a Dios”.1 Ezequiel 33:11 dice: “Vivo yo, dice Jehová el Señor, que no quiero la muerte del impío”. Dios le ha dado la tierra al hombre, así que si es un caos, es culpa del hombre (Salmos 115:16). Lo que causa el mal es el propio obrar del hombre, y sin embargo, éste culpa a Dios. Dios es el que nos advierte para que lo obedezcamos a fin de que evitemos el mal. Qué irónico es que quien nos advierte del mal sea el mismo a quien se culpa por ese mal. La tierra está llena de la ignorancia del hombre, pero gracias a Dios, también
está llena de la misericordia de Dios. Deberíamos regocijarnos de que Él no nos dé lo que nos merecemos.
Debido a su pecado, el hombre rompe su propio cerco de protección al desobedecer, y como leemos en Eclesiastés 10:8: “Al que abre brecha en el muro, la serpiente lo muerde” (nvi). Si obedecemos, estamos protegidos; si no, estamos sujetos al ataque y la destrucción del enemigo (Deuteronomio 28:15).
Dios nos da la oportunidad de obedecerle y ser bendecidos, o de desobedecerle y ser maldecidos (Deuteronomio 30:19).
Pues si vosotros, siendo malos, sabéis dar buenas dádivas a vuestros hijos, ¿cuánto más vuestro Padre que está en los cielos dará buenas cosas a los que le pidan?
—MATEO 7:11

PREGUNTAS FRECUENTES: La mayoría de la gente que está en el infierno, ¿no aceptaría al Señor si le dieran la oportunidad? POR BILL WIESE

Posted on Actualizado enn

ImagenEl quinto ángel derramó su copa sobre el trono de la bestia, y el reino de la bestia quedó sumido en la
oscuridad. La gente se mordía la lengua de dolor y, por causa de sus padecimientos y de sus llagas,
maldecían al Dios del cielo, pero no se arrepintieron de sus malas obras.
—APOCALIPSIS 16.10-11, NVI
¡HABRÁ MUCHOS QUE SE arrepentirán de su mala decisión! Recordarán todas las veces en que
alguien les compartió el mensaje del evangelio y no respondieron. Recordarán cuán a menudo fueron
advertidos por Dios y todas las oportunidades que tuvieron de escuchar, pero se rehusaron. Su
humillación en el infierno vendrá sólo como resultado de ver y experimentar los horrores del infierno, no
por fe y confianza en Jesús. La mayoría lo aceptaría para evitar el dolor y no por un corazón arrepentido.
La Palabra es clara en que Dios requiere la fe para ser salvo (Efesios 2:8-9). No se necesitará fe
después de que uno vea ese lugar de tormento. Será obvio que realmente la Biblia era verdad. El método
de Dios para la salvación está explicado en la Biblia y Él no violará su Palabra (Salmos 89:34; 119:89).
Dios considera nuestra fe y confianza en Él como “justicia”. En el infierno la fe no es necesaria, así que
es demasiado tarde para tenerla.
La Biblia dice que somos salvos por fe, no por vista. Además somos salvos por gracia, no por tiempo
pasado en el infierno. El tiempo transcurrido sería obras y no somos salvos por obras (Gálatas 2:16;
Efesios 2:8-9; Tito 3:5). Si pasáramos millones de años en el infierno, no importaría. No podríamos
salir, seguiríamos siendo pecadores, y ningún pecador puede estar delante de Dios. Nuestro pecado sólo
puede ser tratado con la sangre del Hijo de Dios derramada para pagar por el pecado. Se requería que
alguien eterno y sin pecado pagara por nuestra eterna separación de Dios. Jesús lo hizo y Él es el único
que podía.
Hay muchos que hasta lo maldecirán en el infierno y que seguirán rehusándose a arrepentirse, tal como
lo profetiza Apocalipsis 16:10-11.
Sólo tenemos una vida y la decisión por Cristo debe ser hecha antes de morir. Hebreos 9:27 afirma:
“Y de la manera que está establecido para los hombres que mueran una sola vez, y después de esto el
juicio”. Todos hemos tomado malas decisiones y nos hemos arrepentido de ellas. Pero usted no querrá
equivocarse en esta decisión, ya que ésta es permanente. No hay segunda oportunidad, no hay regreso, no
hay corte de apelación. ¡Así que tome la correcta!
Y de la manera que está establecido para los hombres que mueran una sola vez, y después de esto el
juicio…
—HEBREOS 9:27