Día: 24/08/2015

Devocional: Cuando dejamos de Congregarnos – (Parte 1) – Introduccion – Por Pastor Mario Keiniger

Posted on Actualizado enn

 FOTO MARIO KEINIGER

CUANDO DEJAMOS DE CONGREGARNOS

Hebreos 10:25 Nueva Traducción Viviente (NTV)

25 Y no dejemos de congregarnos, como lo hacen algunos, sino animémonos unos a otros, sobre todo ahora que el día de su regreso se acerca.

En la actualidad muchos Creyentes han tomado la Costumbre o formaron el habito directamente de no Congregarse o no Asistir a la Reunion Publica de su Iglesia Local.
En muchos casos el no Congregarse es Gradual, algunos comienzan a Ir a su Iglesia Local semana por medio, incluso otros asisten una sola vez al mes cuando hay Santa Cena hasta que finalmente dejan de Congregarse directamente.
Debo ser Sincero y decirte que dejar de Congregarte es PECADO pero es el Sintoma de un problema mas grande en la vida del Creyente que no Congrega.
El Dejar de Congregarte es un Pecado que es el Sintoma de que hay otros pecados que hacen que dejes de Reunirte con la Iglesia Local.
A lo largo de la Carta a los Hebreos podremos ver este Sintoma como expresion de otros problemas en la vida espiritual de quien no se congrega.
A lo  largo de esta Serie de Devocionales aprenderemos cuales son las razones del por que muchas personas no se congregan y que debemos hacer por ellos. 
Pastor Mario Keiniger
Ministerio Tiempo de Avivamiento –  Buenos Aires –  Republica Argentina
Facebook
https://www.facebook.com/mario.keiniger
https://www.facebook.com/tdeavivamiento
 
Twitter
https://twitter.com/MARIOAKEINIGER
https://twitter.com/TDAAVIVAMIENTO
 
Google +
https://plus.google.com/+MarioKeiniger/posts
https://plus.google.com/communities/111850042871486203500
 
 
 

¿DEBEMOS PROFESAR SUJECIÓN ABSOLUTA A UN PASTOR SIN DISCERNIMIENTO BÍBLICO?

Posted on

Unidos Contra la Apostasía

ALBERT RODRIGUEZ

ciego, guia de ciego, obediencia siegaFiguras de autoridad cuestionables

Hoy en día es muy lamentable la realidad de que existan “pastores” que abusan de su autoridad sobre las congregaciones. Generalmente este abuso de la autoridad —en mayor o menor grado— se da en:

Movimientos pseudo-cristianos como el del “Evangelio de la Prosperidad” con la falsa teología del “no toquéis al ungido” a fin de justificar sus actitudes pecaminosas (no es extraño que no se hable sobre la disciplina eclesial).

Ver la entrada original 1.394 palabras más